head-spacer-67.jpg

Universidad de Ulster, GB

Sistema de tuberías de polibuteno utilizado para la universidad de Ulster en Coleraine.

La Universidad de Ulster en Coleraine, Irlanda del Norte, estudió las opciones para readaptar un nuevo sistema de tubería de energía central para suministrar calor a un gran centro deportivo, un centro de estudiantes y 13 edificios de alojamiento independientes. La instalación tenía que ser rápida, económica y duradera, con unos requisitos de mantenimiento mínimos. Se especificó un sistema de tuberías de polibuteno debido a su historial de fiabilidad a largo plazo, flexibilidad y bajo peso.
 


case-gf5-001-polybutylene-polybutene-pb1-piping-plumbing-systems.jpg
case-gf5-002-polybutylene-polybutene-pb1-piping-plumbing-systems.jpg

Un sistema de tubería de polibuteno obtiene un sobresaliente en una importante remodelación del campus principal de la Universidad de Ulster en Irlanda del Norte.

El PB-1 combina flexibilidad con una excelente resistencia a la fluencia y la presión de reventamiento, lo que garantiza una prolongada vida útil y una fácil instalación.

La Universidad de Ulster en Coleraine, Irlanda del Norte, acoge a unos 4500 estudiantes y casi 400 de ellos viven en el campus principal.

Tiene una gama completa de instalaciones, incluido un gran centro deportivo, un centro de estudiantes y 13 edificios de alojamiento independientes.

Para un campus tan grande, era prioritario diseñar un sistema de calefacción eficiente durante los trabajos de desarrollo que tuvieron lugar en Coleraine. En general, los campus similares al de la Universidad de Ulster utilizan calefacción urbana con una planta de calderas central que suministra tanto calefacción como agua caliente a través de una red de tuberías a los edificios independientes del campus. Esta estructura es mucho más económica que tener una caldera en cada edificio.

Sin embargo, la denominada calefacción urbana ha planteado históricamente muchos problemas. Durante los años 80, por ejemplo, la corrosión de la red de tuberías de acero causó problemas en los edificios periféricos que recibían la calefacción y el agua caliente de la planta de calderas central. El desarrollo de plásticos como el polibuteno-1 (PB-1) ha facilitado mucho a los instaladores el uso y desarrollo de la tecnología utilizada para la calefacción urbana, lo que se ha traducido en un sistema mucho más eficiente.

El ingeniero consultor que trabajaba en el proyecto de la Universidad de Ulster recibió el encargo de especificar un material versátil para el sistema que no se corroyera y que no precisase uniones mecánicas. El PB-1 resultó ideal para el proyecto, ya que ofrece muchas ventajas sobre los materiales más tradicionales de la competencia.

Salvando las distancias

En primer lugar, el PB-1 combina su flexibilidad inherente con una excelente resistencia a la fluencia y la presión de reventamiento, lo que garantiza una prolongada vida útil y una fácil instalación. Gracias a su flexibilidad inherente, los instaladores pueden transportar e instalar fácilmente en grandes distancias las tuberías de PB-1 sin necesidad de temple preliminar ni uniones adicionales.

Esta consideración fue clave para la universidad, ya que la instalación debía ser lo más rápida y sencilla posible para evitar molestias a los estudiantes. La instalación también resultó más fácil debido a que las tuberías de PB-1 se pudieron unir empleando sistemas de soldadura por fusión, una técnica con la cual la mayoría de los instaladores ya están familiarizados.

Utilizando la soldadura por fusión también se obtiene una unión homogénea que no se puede separar con el tiempo, lo cual hace que la tubería original sea incluso más resistente y aumente su esperanza de vida útil. Este hecho era importante para la universidad, ya que deseaban concretamente un material que tuviera unos requisitos de mantenimiento mínimos para que se produjesen las menores molestias posibles en el campus.

El uso de PB-1 permitió un importante ahorro de costes a la universidad. La soldadura por fusión es, con diferencia, la forma más rápida y eficaz de unir instalaciones de calefacción urbana. El PB-1 también ha demostrado ser rentable en términos de costes operativos, dado que es mucho más eficiente contra la pérdida de calor que el acero, lo que proporciona un ahorro superior al 40%.

Las características de un diámetro interior liso de PB-1 también permitieron un ahorro de costes adicional, ya que fue posible usar tamaños de tubería menores que la tubería equivalente de acero. La tubería principal inicial procedente de la sala de calderas tenía un diámetro de 125 mm y todo el resto de la red de distribución tenía unos diámetros de 110 mm y menores.

"El PB-1 ofrece muchas ventajas, incluida la flexibilidad de la tubería, la sencillez y rapidez de instalación y la vida útil operativa", explica Christian Engel, de la Asociación de Sistemas de Tuberías de Polibutileno (PBPSA). "La Universidad de Ulster tenía unos requisitos específicos para su sistema de calefacción urbana y el PB-1 resultó ser ideal para el proyecto, ofreciendo un gran ahorro de costes tanto al instalador como al usuario final. Este estudio es un excelente ejemplo de las ventajas que ofrece el PB-1 y muestra cómo pueden los sistemas de tubería de PB-1 satisfacer incluso los criterios de diseño más exigentes".
 

Texto editado de un artículo publicado en la revista Plumbing, Heating and Air Movement News.

. . . . . . . . .

A menudo se hace referencia al polibuteno-1 como polibuteno, PB, PB-1 o polibutileno.

El polibuteno-1 no es vendido por los miembros de la PBPSA para su uso en aplicaciones de tuberías en Norteamérica, y dichas partes exigen a sus clientes o distribuidores que no vendan productos fabricados con PB-1 para aplicaciones de tuberías en Norteamérica.
 

Descargar PDF del caso de estudio.